Educación ambiental obligatoria.

Aún escuchamos los ecos de las discusiones del debate sobre la incorporación de la educación sexual en las escuelas, y mientras en algunas provincias aún no se pronunciaron al respecto, pensamos si no es necesario insistir para que, también, la educación ambiental cuente con un marco normativo y que sea  obligatoria en las escuelas. 

Un proyecto de ley que intentaba incorporarla en los niveles primario y medio tuvo media sanción en Diputados, pero como nunca se trató en el Senado, perdió estado parlamentario. Según nos informan, el Ministerio de Educación de la Nación intentará reflotar el proyecto este año, para promover el tema con más fuerza en las escuelas, mediante contenidos transversales.

Aún así sobreviven programas educativos, proyectos independientes, carreras universitarias y nuevos posgrados como parte de algunas  iniciativas que en la Argentina –pese a la inexistencia de una ley de educación ambiental– llenando el vacío educativo.

En la provincia de Santa Fe  la empresa proveedora de agua potable tiene un programa equivalente al que, a nivel nacional, se llama “El agua en las escuelas”, una idea valiosa y única ante la insuficiente  necesidad de información  y capacitación que deberían recibir escolares y docentes sobre estos temas claves para el futuro de la humanidad.

Deje su comentario

*